Empresas

Altos Hornos de México acusa a CFE de ‘vengarse’ con cortes de energía: ‘Actuó de mala fe’

Altos Hornos de México aseguró que el corte de electricidad en sus plantas es un acto de mala fe derivado del cobro de millones de dólares a CFE por cancelación ilegal de suministro de carbón.

Altos Hornos de México (AHMSA) denunció que el corte de energía eléctrica del pasado miércoles en dos de sus plantas de producción de acero en Monclova, Coahuila, es consecuencia de una serie de acciones agresivas en su contra por parte de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), a quien acusó de haber actuado con mala fe.

“Con el fin de cumplir en tiempo y forma con el pago a Pemex de 54 millones de dólares del acuerdo reparatorio al que se obligó a la empresa, se destinaron los recursos financieros disponibles para ese fin, por ello, se propuso a la CFE fórmulas de pago diferido para cubrir en su totalidad el pago del recibo”, comentó Luis Zamudio Miechielsen, director general de AHMSA y Subsidiarias.

En un comunicado, la firma mexicana detalló que, a pesar de haber llegado a un acuerdo, “CFE actuó de mala fe” al no responder la petición de la empresa y proceder directamente a cortar por completo el suministro de electricidad en todas las instalaciones de la compañía.

“Las acciones emprendidas por la dirección de la Comisión Federal de Electricidad demuestran que no le importa dañar a Coahuila y a los coahuilenses, pues nuestras plantas ubicadas en esa entidad representan una fuente directa de sustento para 17 mil familias coahuilenses”, sentenció AHMSA.


Agregó que, de no contar con un sistema de generación interna para sustituir parcialmente la suspensión del abasto de energía por la CFE, el daño a la maquinaria y los equipos de operación serán muy graves y en algunos casos irrecuperables.

Altos Hornos de México acusa posible revancha de CFE

La compañía, propiedad del empresario mexicano Alonso Ancira, aseguró que el corte de energía forma parte de las acciones agresivas que CFE ha emprendido en su contra luego de que el Poder Judicial determinara que la empresa del Estado mexicano debía pagar a AHMSA 700 millones de dólares por la cancelación unilateral de contratos de suministro de carbón.

“Estas acciones agresivas comenzaron a partir de la aceptación del Poder Judicial de una demanda por daños y perjuicios por 700 millones de dólares, por la cancelación unilateral e ilegal de suministro de carbón para las dos plantas generadoras ubicadas en Nava, Coahuila”, acusó la compañía.

Agregó que las acciones de CFE son injustificables debido a que representaron la pérdida de 4 mil empleos directos y más de 8 mil indirectos, además de haber generado un desorden en la industria general del carbón.

“La cancelación de esos contratos generaron un desorden en la industria general del carbón, por la asignación de pedidos a empresas que no cumplen con la normatividad, principalmente en materia de seguridad, con la pérdida de 18 vidas de trabajadores de pozos carboneros en los últimos dos años”, concluyó AHMSA.

También lee: